Natalia es de Bahia Blanca y pinta desde sus épocas de escuela secundaria.   La conocí en una muestra colectiva, porque su trabajo me llamó mucho la atención y se despegaba del resto. La rastreé y por medio de un amigo pintor que me pasó su teléfono. La llamé y le pedí visitar su estudio. Nuestra conexión fue inmediata.

Me encantaron sus trabajos abstractos, de líneas simples y puras, minimalistas y sus coloridos en gamas de tonos del mismo color. Su obra hace referencia al arte concreto, la Bauhaus, el constructivismo ruso, y otros movimientos puros. 

A partir de conocernos personalmente, comencé a incluír sus obras en varios de los proyectos del estudio. Inclusive tengo un cuadro en casa. 

Natalia es muy activa y participa constantemente en muestras alrededor del Latinoamérica y Estados Unidos. 

Sus cuadros están divididos en series, y cada una es una especie de colección. Sus soportes pueden ser tanto papel, como tela, y trabaja formatos variados. Algunas de sus obras son módulos que componen paneles. 

En relación a mis proyectos de interior, es muy fácil trabajar en conjunto desde el principio de una la obra, y así logramos resultados que tienen gran coherencia visual. 

 

 

 

 

DESTACADOS